El incendio que se registró el pasado 7 de abril en horas de la noche, no fue provocado como se llegó a insinuar incluso por dirigentes políticos. La conflagración fue producto de fallas eléctricas en la zona donde funciona la entidad en Valledupar.

El Director Seccional de Fiscalías en el Cesar, Andrés Palencia reveló que un perito especializado en incendios arribó a Valledupar el pasado sábado, terminando sus labores de peritaje el domingo, al final del cual, se concluyó que una sobrecarga de energía en la zona a raíz de la fuerte lluvia con cargas eléctricas.

Dijo Palencia, que los cables que se generaron 20 cortos circuitos en el momento de la sobre carga al interior de la edificación donde se encuentra la Registraduría, lo cual descarta cualquier mano criminal implicada.

Anotó el funcionario judicial que no existe ninguna evidencia del incendio por cámaras al interior del edificio, porque estas no están disponibles, por lo que se basó el perito en las evidencias que quedan luego del incendio.

Por admin