Este miércoles 25 de mayo las autoridades colombianas confirmaron la muerte de uno de los cabecillas de las disidencias de las FARC, Miguel Botanche Santillana, alias ‘Gentil Duarte’, quien habría sido asesinado en un campamento limítrofe con Venezuela.

El ataque lo habría cometido el Ejercito de Liberación Nacional (ELN) en una zona venezolana llamada Casigua El Cubo, ubicada en el municipio Jesús María Semprún, en el estado de Zulia. De acuerdo con la información de inteligencia colombiana, Gentil Duarte estaba escondiéndose desde hace más de seis meses en el país vecino y su paradero habría sido filtrado el pasado 4 de mayo.

Fuentes de la fuerza pública colombiana y la inteligencia militar confirmaron el ataque con explosivos que, horas después, fueron detonados acabando con la vida del disidente de los acuerdos de paz. Durante el operativo también habría muerto alias Salomé, y presuntamente era la compañera sentimental de Gentil Duarte, con quien se ocultaba junto a otros delincuentes de origen colombiano.

Ahora, se presume que la disidencia que dirigía el criminal quedaría bajo el mando de Néstor Vera Fernández, alias ‘Iván Mordisco’, el primer disidente del acuerdo de paz entre el Gobierno colombiano y la extinta guerrilla de las FARC.