El patrullero de la Policía Nacional, Jhonatan Alcázar Ramírez, de 24 años, quien se encontraba desparecido desde el pasado lunes cuando se comunicó por última vez con sus familiares en Valledupar, fue hallado sin vida en la vía La Lizama-San Alberto, en el sector Las Malvinas, producto de un accidente de tránsito, según reportaron las autoridades del Cesar.

El uniformado que estaba adscrito a la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, había salido de permiso durante de 8 días y no dudó en emprender camino hacia Valledupar de donde era oriundo y visitar a su madre en el barrio Mareigua y a la vez encontrarse con una hermana a quien no veía desde hace 8 años y conocer a una sobrina, hija de esta, pero nada de esto fue posible.

De acuerdo con el reporte de las autoridades Alcázar Ramírez, conducía su motocicleta de placas EQL- 58F, y al parecer, perdió el control del vehículo colisionando contra objeto fijo (baranda metálica) y cayó en una alcantarilla donde murió.

El cuerpo fue inspeccionado por la Unidad de Criminalística de la Policía de Tránsito en el Cesar, y trasladado a la morgue de Medicina Legal en Aguachica. Se espera que en las próximas horas el cuerpo sea llevado a Valledupar.

Se conoció que Jhonatan Alcázar era el último de cuatro hermanos y se había graduado de la Escuela de Policía Antonio Nariño. Su madre Lilia Rosa Ramírez, guardaba la esperanza que su hijo estuviera con vida.

La angustiada madre dijo que la última conversación que tuvo con su hijo fue cuando se encontraba en Puerto Berrío, Antioquia, y le dijo que en 6 horas estaba junto con ellos.

Por admin