El portón instalado por las autoridades kankuamas en su territorio, en la vía que conduce de Patillal a La Mina (a la altura de El Encanto), fue abierto este fin de semana, luego de un diálogo en el que participó el alcalde Mello Castro González y el cabildo gobernador Jaime Luis Arias Ramírez.

La decisión de abrir fue producto del diálogo entre las partes, pero también, gracias a la presión de la sociedad civil, la cual considera un abuso que en las vías públicas se establezcan dichos portones catalogados por muchos, como simples peajes.

“Como gobierno vamos cumpliendo nuestra tarea Iván. Agradezco como de manera ponderada que llevamos a cabo el diálogo y el consenso que nos permitió alcanzar este camino. Al pueblo Kankuamo, del cual he sido siempre respetuoso de la identidad y sus derechos, mi gratitud” respondió el aAlcalde Mello Castro a Iván Luquez, secretario de la autoridad Kankuama, luego de un mensaje en el que este último agradecía el espacio. “Quiero reconocer y resaltar la actitud profundamente democrática, ponderada y garantista del alcalde” escribió  Luquez, al señalar que ganó el buen diálogo.

No obstante, acto seguido a este pronunciamiento, a través de su cuenta de twitter, Iván Luquez compartió lo que él llamo “sus reflexiones frente al acuerdo”. En dichas reflexiones, el secretario general del pueblo Kankuamo dejó claro que lo que ellos han llamado el “espacio de regulación y armonización territorial” a la altura de El Encanto continuará, y por tanto, el trabajo de regulación por parte de los semaneros  -guardia indígena– iba a continuar, lo que no da mucha tranquilidad a quienes circulan por la zona, teniendo en cuenta que en cualquier momento, se podría impedir la circulación de las personas.

Por admin